¿Cuál es el rumbo del periodismo?, por Cuadrivio

By Alejandro Arnoletti | mayo 9, 2013 at 2:35 pm | No comments | Indexados | Tags: , ,

Las nuevas tecnologías cambiaron drásticamente el panorama del acceso a la información y la libertad de expresión en las comunidades. Este derecho, que hasta no hace mucho tiempo era monopolizado por el periodismo, llamó a replantear las estructuras y la dirección hacia donde se dirige la profesión. La variación fue tan rotunda que obligó a muchas redacciones a migrar su plataforma impresa a la virtual y, en otros casos, al cierre definitivo.

En el último número de la revista digital Cuadrivio se plantea una serie de interrogantes que buscan encontrar cuál es el destino del periodismo: “¿Hacia dónde se dirige el periodismo? ¿Cuál es el camino que debe tomar en esta encrucijada? ¿Cómo sobrevivirán los periodistas a las presiones del anárquico entorno tecnológico? ¿Seremos testigos de la desaparición del impreso o presenciaremos el surgimiento de un híbrido novedoso y económicamente viable?”

Las respuestas y conclusiones fueron planteadas en un dossier muy completo que incluye la participación de distintos analistas, académicos y periodistas de América Latina, España y Estados Unidos y que compartimos a continuación:

 

El ciberperiodismo hispano en perspectiva, por Víctor Adrián Espinosa

El ciberperiodismo ha llegado a trastocar las más esenciales características de la profesión periodística, lo que se traduce en nuevas exigencias para los periodistas, quienes deben trabajar en publicaciones convergentes capaces de informar a los lectores tanto a través del texto como por medio de una multitud de medios auxiliares como el audio, la imagen o el video, y quienes incluso deben interactuar con los lectores.

La utilización de estas herramientas informativas es una de las grandes ventajas de los cibermedios sobre los medios tradicionales ‒prensa, radio y televisión‒ porque le permiten al periodista proporcionar al lector un análisis más detallado para que éste por sí mismo interprete la realidad social.

Texto completo: http://bit.ly/11VjzZg

 

Al periodismo ni lo matan, ni se muere, por Luis Izquierdo

A finales de febrero de este 2013, el informe Infoadex correspondiente al año pasado asaltaba los titulares de muchas webs españolas dando a conocer que, por primera vez, la inversión publicitaria en internet superaba a la de los diarios impresos. La circunstancia se debe a que, aunque en internet la inversión publicitaria retrocedió ligeramente en 2012 –un 2 %–, en los diarios impresos lo hizo en mucha mayor medida –un 20 %.

¿Por qué iniciar una reflexión sobre el futuro del periodismo con las cifras de la inversión publicitaria? Porque quienes gestionan los medios de comunicación, especialmente los que gozan de un soporte digital, suelen tener la tendencia a dejarse guiar, no sólo, pero principalmente, por esas cifras. Si hasta ahora eran muchos los apologetas de la muerte del papel, las recientes cifras de Infoadex vienen a darles la razón absoluta. Al menos eso creen ellos.

Texto completo: http://bit.ly/15sy79d

 

El impreso (no) está muerto, por Guillermo Guerrero

La peor manera de empezar un texto es dando cifras, pero estoy seguro de que ésta le va a interesar: según datos de la empresa Alcatel, se espera que para 2018 el precio de las tabletas digitales y teléfonos de última generación sea menor a los 50 dólares. Eso quiere decir que en unos cinco años usted podrá comprar un iPad por menos de 600 pesos.

Si bien esta perspectiva suena ideal y poco probable, no está muy alejada de la realidad: hace 15 años el precio de los teléfonos celulares los hacía accesibles sólo para unos cuantos. Ahora hay más líneas que habitantes en este país. Más aún: en India es posible conseguir smartphones (de marcas locales) por menos de 40 dólares que, aunque no tienen el mismo desempeño de un teléfono de alta gama, sí permiten ver videos, reproducir música o conectarse a internet.

Texto completo: http://bit.ly/11VlGfD

 

El periodismo multimedia, por Alejandro Rodríguez

Un periodismo diferente al de hace unos años en donde un smartphone se vuelve una herramienta elemental para todo periodista ante la necesidad de nutrir diferentes canales de comunicación para un lector más habituado a informarse no sólo a través de un periódico, una radio o un televisor. Un lector que consulta el Twitter antes que buscar los comentarios inmediatos ofrecidos por la radio, que busca las noticias en internet antes que comprar el periódico de papel del puesto de la esquina, que ve las imágenes del momento noticioso en Youtube antes que esperarse al noticiero televisivo de la noche, que descarga el podcast de las opiniones de especialistas antes que sintonizar la radio.

Estos cambios en los hábitos de los lectores han provocado también una revolución en la manera de ejercer el periodismo tanto en México como en el resto del mundo. Ya no se puede esperar uno a llegar a la redacción para escribir la noticia, y no se puede esperar al otro día para que los lectores conozcan la información. La inmediatez fuerza un cambio de actitud y un ejercicio para clasificar el destino de los datos que se están obteniendo.

Texto completo: http://bit.ly/193bvs4

 

Redes sociales y periodismo: la gran avenida, por Michel Suárez Sian

La irrupción de las redes sociales como nuevo escenario de democratización informativa representa una oportunidad y un reto para el periodismo. La participación ciudadana en la conversación de los medios –y en su producción– se acerca a los postulados de Jean Cloutier desde la teoría de la comunicación. El investigador canadiense soñó en los años setenta con un esquema dialógico que permitiera el acceso del receptor a los medios. En los últimos años del siglo XX, el modelo dialógico o Emirec (emisor y a la vez receptor) conquistó terreno en ámbitos académicos y no pocos le buscaron una aplicación práctica en las radios comunitarias latinoamericanas; sin embargo, después muchas de ellas terminarían respondiendo a los intereses del que concedía las licencias.

Cloutier pretendía que cualquier humano podía ser a la vez «emisor» y «receptor», es decir que cualquiera podía beneficiarse de una comunicación horizontal en igualdad de condiciones. El esquema informacional del siglo XX situaba al emisor al inicio del proceso, pero según Cloutier, si se deseaba establecer un real y legítimo proceso de comunicación, el destinatario también tendría que ubicarse al principio del esquema, produciendo y originando mensajes. Las valoraciones de Cloutier se reforzaron con los aportes de Mario Kaplún, quien pidió superar la hipotética retroalimentación (feedback). En su opinión, el esquema Emirec debía incorporar la prealimentación, entendida como una búsqueda inicial de información para identificar los problemas e intereses del receptor.

Texto completo: http://bit.ly/11gX2WK

 

El boom de Twitter, por Paul Farhi

Se vale estar hartos y cansados de Twitter. Es probable que sea la herramienta tecnológica más sobrevalorada del mundo, la última de una lista casi interminable de tecnologías sobrevaloradas y modas tecno-culturales que se vienen agrupando desde la radio de Banda Ciudadana. En LexisNexis, el conteo de noticias que mencionaban servicios de microblogging alcanzaba las más de 3 000 menciones en un periodo de tan sólo 5 días a mediados de 2009. Una búsqueda en Google arroja cerca de 11 200 000 000 menciones. Naturalmente, una reacción incluso negativa frente a esto se encuentra en pleno desarrollo; no muy diferente a lo hecho por Maureen Dowd, Gary Trudeau yThe Daily Show, entre muchísimos más, que tanto se han burlado de y criticado tanta obsesión mediática que aún está medianamente fresca.

Esta exposición excesiva sin duda refleja la membresía de los periodistas a la clase tuitera. Algunos de los nombres más reconocidos del medio ahora tienen un número de seguidores similar al de la circulación de sus periódicos o al de sus televidentes. El presentador de This Week, George Stephanopoulos, tiene cerca de 2 millones de seguidores al pendiente de sus tuits, ya sea personales o informativos. Otros tuiteros de los medios de comunicación masiva incluyen a David Gregory (1 606 211 seguidores), conductor de Meet the Press, Scott Simon, de la NPR (1 235 284 seguidores), Rachel Maddow, de MSNBC (2 535 345 seguidores), y el columnista de la sección de tecnología del New York Times, David Pogue  (1 479 278 seguidores).

Texto completo: http://bit.ly/15SgoqF

 

La normalización de Twitter, por Dominic Lasorsa, Seth Lewis y Avery Holton

La introducción de nuevas tecnologías de comunicación plantea, inevitablemente, preguntas sobre qué tanto cambiarán los medios existentes (Lievrouw, 2002). Esto es particularmente verdadero en el caso del periodismo y los medios de comunicación (Deuze y Marjoribanks, 2009). A lo largo del siglo pasado, las innovaciones digitales, de audio y video, no redefinieron por sí mismas lo que significaba ser periodista, en el sentido profesional de la palabra, pero contribuyeron a que los periodistas adquirieran nuevas perspectivas sobre su trabajo y la manera en que lo llevaban a cabo, por medio de un proceso de adaptación que fue mutuamente construido por limitaciones y consideraciones socioculturales y tecnológicas (por ejemplo, cfr. Boczkowski, 2004a 2004b). Una pregunta necesaria es cuál es el alcance que ha tenido la digitalización de medios ‒porque ofrece recursos con potencial tecnológico de transformación, como el hipertexto, multimedia y la interactividad (Steensen, 2010)‒ en lo que se refiere al modo en que ha afectado las prácticas y normas periodísticas (por ejemplo, cfr. Deuze, 2003, 2005; Lewis et al., 2010; Phillips et al., 2009).

En un estudio fundacional en esta línea de investigación, Jane Singer (2005) examinó la forma en que los blogs fueron adoptados por periodistas políticos afiliados a medios de comunicación convencionales. Concluyó que los periodistas terminaban por «normalizar» sus blogs para dar cabida a viejas prácticas y reglas. Incluso en este formato altamente participativo, ella menciona, la mayoría de los periodistas buscaban mantenerse como guardianes de algo. Expresaban opiniones de manera frecuente ‒característica de los blogs‒ y también hacían uso de hipervínculos ‒otra característica de ellos‒, pero casi siempre enlazaban sus blogs con la empresa para la que trabajaban y otros medios de comunicación masiva convencionales. Por tanto, incluso aunque experimentaran con una forma participativa de comunicación, los periodistas tendían a anclarse a sus funciones tradicionales.

Texto completo: http://bit.ly/125YgFN

 

Leer o no leer ciencia en el periódico, esa es la cuestión, por Sofía Flores

México vive un analfabetismo científico y para muestra, basta un botón. Cuando en la encuesta sobre la Percepción Pública de la Ciencia y la Tecnología en México (ENPECYT), realizada en conjunto por el INEGI y el CONACYT en el 2011, le preguntaron a un grupo de jóvenes de entre 18 y 29 años si era «Cierto» o «Falso» que «Todo el oxígeno que respiramos proviene de las plantas». El 72.65 por ciento contestó que esto es «Cierto». La realidad es que un muy pequeño porcentaje del oxígeno del planeta es producido por los bosques, ya que la gran mayoría es resultado de la actividad de organismos fotosintéticos que viven en el mar.

Esto no acaba aquí. La encuesta tiene más preguntas de cierto o falso, por ejemplo: «Los antibióticos sirven para tratar enfermedades causadas tanto por virus como por bacterias», en donde el 76.96 por ciento de jóvenes respondió «Cierto», cuando los antibióticos sólo curan enfermedades bacterianas. Otra pregunta dentro de la misma encuesta decía: «Los primeros humanos vivieron en la misma época que los dinosaurios», para la que el 38.88 por ciento de las personas del grupo de entre 60 y 98 años contestó «Cierto» y el 35.19 contestó «Falso».

Texto completo: http://bit.ly/16jNSih

 

Una vindicación del periodismo cultural. Entrevista con Patricia Vega.

La entrevista como género te abre ventanas. A mí siempre me ha dado curiosidad saber. El primer motor de un periodista es la curiosidad, lo segundo es comunicar esa curiosidad.  Siempre me pregunté por qué la gente hace lo que hace y cómo lo hace, por qué alguien escribe lo que escribe y cómo le hace para escribirlo, o cómo le hace para pintar, los procesos creativos, siempre estoy con esa curiosidad.

Creo que no tenemos tiempo de escucharnos, por eso de repente no hay tantas entrevistas, si ves hay muchas notas, hay muchos boletines reproducidos, pero como que no hay ese gusto por la conversación, ese gusto por saber. Me gustan las entrevistas cara a cara, me gusta ver la reacción de mis entrevistados, me gusta saber si me mienten o no, hay algo que tú puedes detectar. Una entrevista es lo que escribes en el papel y lo que dejas fuera también. Eso conforma la pieza completa.

Texto completo: http://bit.ly/XZd0G3

 

Imagen de portada y publicación original: http://cuadrivio.net/2013/04/el-periodismo-en-la-encrucijada/

Acerca del autor

Alejandro Arnoletti

Técnico en Periodismo, la licenciatura está en camino. En Twitter soy @alearnoletti.

Comentarios

*