La red social cambió el límite de caracteres a 280, en modo de prueba y disponible sólo para algunos perfiles. El objetivo de esta medida experimental es incentivar el uso de la plataforma volviéndola más activa.

Desde la compañía explicaron que el cambio es un intento de evitar la “complicación” de comprimir un tuit. Además aseguran que el límite de caracteres resulta un impedimento para la adopción en diferentes idiomas y culturas.

Este nuevo plan permitirá recopilar datos y, si la medida funciona, se extenderá a los perfiles de todos sus usuarios. Anteriormente Twitter también realizó cambios que permitieron la inclusión de fotos sin sustraer espacio, y la incorporación de los mensajes directos con una posibilidad de mayor extensión.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here